EE. UU. Prohíbe la Entrada a Alejandro Giammattei y a Sus Hijos por Corrupción”

El Gobierno de Estados Unidos, a través de su Departamento de Estado, ha impuesto restricciones de ingreso al expresidente de Guatemala, Alejandro Giammattei, y a tres de sus hijos, debido a acusaciones de corrupción significativa. Según un comunicado de Matthew Miller, portavoz del Departamento, existe información creíble que vincula a Giammattei con la aceptación de sobornos durante su mandato, que recientemente culminó con la toma de posesión de su sucesor, Bernardo Arévalo de León.

La medida forma parte de un esfuerzo más amplio de Estados Unidos para confrontar la corrupción en Guatemala. En los últimos tres años, Washington ha sancionado o restringido las visas a cerca de 400 individuos, incluidos funcionarios y representantes del sector privado, por su participación en actividades corruptas o por socavar la democracia y el Estado de Derecho en el país.

El Departamento de Estado enfatiza que la corrupción debilita las instituciones democráticas y el Estado de Derecho, contribuye a la impunidad, impulsa la migración irregular y obstaculiza la prosperidad económica. Además, reduce la capacidad de los gobiernos para atender eficazmente las necesidades de sus ciudadanos.

La prohibición de entrada a Estados Unidos también se extendió a Ana Marcela Dinorah, Alejandro Eduardo y Stefano Giammattei Cáceres, hijos del exmandatario. Estas sanciones se realizan bajo la Sección 7031(c) de la Ley de Asignaciones de Programas Relacionados, Operaciones Extranjeras y del Departamento de Estado de 2023.

Adicionalmente, el Departamento de Estado impuso sanciones financieras a Alberto Pimentel, exministro de Energía y Minas en el gobierno de Giammattei, por explotar el sector minero a través de esquemas de soborno. Estas sanciones se aplican bajo la ley estadounidense Global Magnitsky, que castiga a quienes están implicados en violaciones de derechos humanos o corrupción a nivel mundial.

El caso de Giammattei y Pimentel subraya el compromiso de Estados Unidos con la transparencia y la gobernabilidad en Guatemala y en el hemisferio occidental, y su disposición a utilizar todas las herramientas disponibles para promover la rendición de cuentas de quienes socavan estas cualidades.

Scroll al inicio